Admira al gobernador el arte y fervor religioso de los huamantlecos en la noche que nadie duerme

Recorre, junto con el comandante de la XXIII Zona Militar, Alejandro Pinacho López, los tapetes de aserrín y flores.

 En la noche que nadie duerme, la atención del mandatario Mariano González Zarur se centró en la majestuosidad de las alfombras y tapetes elaborados a base de aserrín y flores dedicadas a la virgen de la Caridad, en Huamantla, y en las manos de los artistas que crearon cada uno de los coloridos diseños.

Esta vez, por segundo año consecutivo como Gobernador del Estado, González Zarur recorrió las calles principales de esta ciudad que tiene el rango de “Pueblo Mágico” y se incorporó al río de personas que admiró este inigualable espectáculo de talla internacional.

Los vecinos de Huamantla, al reconocer al mandatario, se acercaron a saludarlo, a abrazarlo, desearle parabienes y hasta para solicitarle su apoyo para atender diversos problemas de la ciudad y uno que otro de índole personal.

¡Niños, les presento al Gobernador!, dijo una mujer que se abrió paso entre la gente para acercar a sus hijos hasta el mandatario quien, afable, saludó y besó a los menores sorprendidos.

Otros más se acercaron para tomarse la foto del recuerdo con el mandatario y su invitado especial, el comandante de la XXIII Zona Militar Alejandro Pinacho López, quien también admiró no sólo la creatividad de los artesanos tlaxcaltecas, sino el fervor arraigado de este pueblo hacia la Virgen de la Caridad.

Ambos llegaron hasta la Basílica y observaron la alfombra principal en donde destacó el rostro de la imagen venerada y ahí constataron la fe que mueve a los habitantes de este lugar, hasta donde llegan cada año decenas de peregrinaciones provenientes de todas partes del país.

Una tarde en el Museo del Títere

En la tarde, acompañado por el ex presidente nacional del PRI, Mariano Palacios Alcocer, quien arribó a Tlaxcala con su familia, y del subsecretario de Planeación Turística de de la Secretaría de Turismo, Jorge Mehzer Rage, el Gobernador del Estado visitó el Museo Nacional del Títere (Munati).

Ahí, un guía detalló la importancia de este sitio único en el mundo, que alberga piezas obsequiadas por titiriteros de diferentes países; también citó la trasformación que ha sufrido este tipo de espectáculos a lo largo del tiempo, y señaló las marionetas icónicas y las técnicas utilizadas.

Los visitantes quedaron admirados con este paseo por el Munati, que es uno de los atractivos más importantes de Huamantla y que en esta fiesta anual recibe a cientos de visitantes del país y el extranjero.

Poco después, el Gobernador ofreció un ambigú a sus invitados a esta fiesta que cada año atrae a miles de visitantes, entre quienes destacó la presencia de la directora del Instituto Politécnico Nacional, Yoloxóchitl Bustamante Diez.

Esta reunión tuvo como sede el patio central de la Casa de la Cultura, decorada con flores y velas, donde un grupo de salterios amenizó la tertulia, en la que se ofrecieron bocadillos mexicanos.

También estuvieron presentes prácticamente todos los integrantes del gabinete estatal, como los secretarios de Gobierno, Seguridad, Educación, Salud, Fomento Agropecuario, Turismo, Desarrollo Económico, Finanzas y Función Pública.

Además, los titulares de áreas como Oficialía Mayor, Comité de Planeación para el Desarrollo del Estado y de los institutos Tlaxcalteca de Cultura y de Infraestructura Física Educativa, entre otros.